Posteado por: nefmex | 22 febrero, 2010

La bandera: símbolo de la unidad nacional

* Ideales de la bandera de México
* Orígenes indígenas en la filosofía criolla
* Entre la virgen y el águila
* Algo más que una leyenda azteca

Bandera de México

Por Neftalí Hernández Zetina

La bandera nacional mexicana tiene una rica y variada historia dependiendo de los movimientos políticos que se encontraban en boga en las primeras décadas de vida independiente. Partiendo de un origen común pero también diverso, el lábaro nacional se ha transformado del pendón usado por Miguel Hidalgo a nuestra bandera actual, que dentro de sus “carencias” de simbología, es la representación por excelencia de la unidad nacional.

Nacida de la necesidad iconográfica por presentar un símbolo que aglutinara a las masas de la insurgencia, la bandera tiene orígenes mucho más profundos que la lucha de independencia. Desde el mismo virreinato existía el requerimiento de la clase criolla ilustrada por representarse de forma diferente al resto de la Monarquía Hispánica ya que los peninsulares no los trataban como iguales a pesar de ser el motor económico de Nueva España.

Poco antes de la expulsión de los jesuitas, ya se registraba un naciente proceso de identificación “nacional” entre los criollos, productos del desdén -y cabe mencionar- desprecio de los europeos por los americanos en general, a quienes intelectuales de la época como Theodore de Bry o Buffon representaban como atrasados, salvajes e impotentes sexualmente, por no decir también carentes de lógica y negados las ciencias de la razón.

Este vituperio hacia los americanos crea entre la intelectualidad de los naturales del Nuevo Mundo la necesidad de respuesta, identidad y rescate de los valores propios de América que aunque impregnados de la ideología europea clásica y renacentista, encuentra en el pasado indígena del continente la veta perfecta para poner una diferencia clara hacia sus pares europeos dentro de la Monarquía.

La imagen de Guadalupe

Tomando en cuenta la necesidad de una ideología e identidad propia de los americanos, no es extraño que estos valores se aglomeraran en la imagen mariana, en su advocación guadalupana, ya que desde los tiempos virreinales la Virgen de Guadalupe sirvió no sólo como ícono religioso -provechoso para la evangelización- sino como verdadera “imagen de la patria” novohispana.

Era común entre los mexicanos de aquella época poner de manifiesto la preferencia que la Virgen había tenido para con Nueva España al hacer su aparición en América; incluso, los criollos y el sentimiento nacionalista original de México estaba ampliamente sujeto a la imagen religiosa que se utilizó para diferenciarse de los europeos y en muchos casos, considerarse superior a ellos por tener no sólo una imagen -el ayate- de la virgen, sino apariciones físicas -dentro de la leyenda, claro está- de la madre de dios: la Virgen de Guadalupe era ya, desde la propia colonia, la bandera del nacionalismo mexicano, tanto criollo como de las castas y las naciones indígenas.

Grito de Dolores

El guadalupanismo, ya dentro del movimiento de emancipación de Miguel Hidalgo y sus seguidores, ejemplificaba algo impensable para los cánones de la época: la identidad de la nación mexicana entre las diversas “sociedades” del virreinato. La bandera nacional era el ícono religioso que todos por igual respetaban, eso sí, por diversos motivos: los criollos veían en Guadalupe el reconocimiento a su condición de “nuevo y especial” mundo al explotar las apariciones marianas como símbolo de su relación con Dios, fuera de la egida española.

Para los mestizos, Guadalupe simbolizaba una virgen mexicana, morena y cercana a sus necesidades; no era una imagen blanca como las españolas. Para los indígenas el culto a la virgen se había nutrido de las tradiciones prehispánicas que -permitidas o no por la iglesia- eran el vínculo sempiterno entre la nueva religión cristiana y su pasado idólatra. De una u otra forma, los mexicanos insurgentes encontraban en la imagen la bandera que simbolizaba sus demandas de libertad y sobre todo, de autodeterminación nacional.

El águila y la serpiente

La leyenda azteca sobre la creación de México-Tenochtitlán ha sido un símbolo de la mexicanidad desde su formación más primigenia: los españoles utilizaron este símbolo para representar al reino de la Nueva España y los insurgentes retomaron su “uso nacional” a modo de rescate del pasado anterior a la llegada de los conquistadores.

La Suprema Junta Nacional Americana o Junta de Zitácuaro, estableció el 19 de agosto de 1811 el empleo del águila mexicana parada sobre un puente de tres entradas, esto eliminando la torre que se empleaba por las autoridades virreinales. Este emblema no se consideraba de uso popular, ya que la Junta buscaba únicamente el empleo oficial y distintivo de un símbolo para su documentación y comunicación entre los bandos insurgentes que reconocían su autoridad.

José María Morelos fue el primero de los insurgentes que empleo el escudo del águila mexica como bandera o pendón. Conocemos esta bandera por los cuadros azules y blancos que rodeaban al águila y que representaban la devoción mariana de los mexicanos. Sin embargo, el uso de la leyenda azteca tenía implicaciones mayores a las meramente representativas del momento.

Los insurgentes, desde Hidalgo a Agustín de Iturbide, veían en el simbólico empleo del águila como bandera de avanzada ideológica para su movimiento. Los mexicanos a la vez que se proclamaban “libres e independientes” jurídicamente de la Monarquía Hispánica, también se abrogaban para sí la nacionalidad indígena de México como forma de reivindicación de sus ideales de emancipación. Para los criollos ilustrados, México no “nacía” como nación, sino que recuperaba la visión de los indios sobre la caída de su nación tras la conquista; esta visión decimónica tenía su origen en el nacionalismo criollo fomentado por la educación jesuita de la Nueva España.

De esta forma, podemos hacer notar un punto primordial que leda significado verdadero a nuestra bandera nacional: más allá de los tres colores y los diferentes cambios que ha sufrido, la razón de su empleo a pesar de ser “monotemática”, representa en sí misma el ideal primordial de todo lábaro patrio: la búsqueda de la identidad y el símbolo iconográfico de la unidad nacional mexicana. A través de su historia y en especial, de las ideas de la libertad criolla, la bandera evolucionó hasta convertirse en la única imagen -civil- que une a México sin miramientos ni condiciones.

APÉNDICE
_________________________

POR UN EMPERADOR
************************
El concepto de la bandera nacional mexicana fue oficialmente reconocido el 2 de noviembre de 1821 por Agustín de Iturbide tras la consumación de la independencia ese mismo año. El primer “lábaro patrio” fue confeccionado por el sastre José Magdaleno Ocampo tras la firma del Plan de Iguala el 24 de febrero de 1821, por órdenes de Iturbide. La bandera de las Tres Garantías tenía como objetivo representar la unidad de la nación en la religión -blanco-, la Independencia -verde- y la adhesión de los españoles al movimiento -rojo-.

En la citada fecha de noviembre, Agustín de Iturbide decretó el orden actual de los colores nacionales y siguiendo el ideal criollo para la legitimación de la lucha con las culturas prehispánicas, sumo al pendón la leyenda azteca de la fundación de México-Tenochtitlán: “el águila, de perfil y con corona imperial, las alas caídas, posada sobre el legendario nopal nahoa”.

Además, el decreto establecía las normas para el empleo de la bandera y escudo de Imperio Mexicano: “que las armas del imperio para toda clase de sellos, sea solamente el nopal nacido de una peña que sale de la laguna, y sobre él parada, en el pie izquierdo, una águila con corona imperial; lo segundo, que el pabellón nacional y banderas del ejército deberán ser tricolores, adoptándose perpetuamente los colores verde, blanco y encarnado en franjas verticales, y dibujándose en la blanca, un águila coronada”.

About these ads

Responses

  1. […] Tesla y su arma para fabricar tsunamis 5Ciudades del Mundo llamadas Barcelona 1votosvotarlo Bandera de México: símbolo de la unidad nacionalnefmex.wordpress.com/2010/02/22/la-bandera/ por nefmex hace pocos […]

  2. Cosas muy ineteresantes como siempre no sabia por ejemplo que Iturbide habia decretado los colores oficiales de la bandera.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: